Crótalos tibetanos

Los crótalos tibetanos o Tingshas son unos instrumentos de percusión de oriente con un sonido limpio y brillante. Oir este instrumento significa escuchar el sonido de la paz y la armonía. Si quieres comprar un instrumento de estos, este es tu artículo.

Catálogo de crótalos tibetanos o Tingshas

Qué es un crótalo y cuál es su origen

Un crótalo no es más que un instrumento de pequeña percusión formado por dos platillos pequeños de bronce, los cuales se anudan a los dedos pulgares y medio mediante una pequeña cuerda de cuero.

Los origenes son desconocidos, aunque se tiene constancia que estos instrumentos, además de ser de los más pequeños, también son de los más antigüos según las inscripciones o bajorrelieve egipcios y asisrios.

Ya en la mitología griega griega se representaba a las musas danzando mientras hacían sonar los crótalos.

Por qué comprar crótalos tibetanos

Los crótalos tibetanos son usados para iniciar y finalizar prácticas de yoga como meditaciones. Esto es debido a que produce una “llamada a la atención, a la conciencia y al despertar”.

También se pueden usar para terapias, clases de yoga, acompañar cantos y mantras, hacer una limpieza energética, armonizar el aura y para sonidoterapia.

Como ves, los crótalos o Tingshas son perfectos para acompañar nuestra clase de yoga. Además de tener una estética muy bonita, ya que tienen símbolos tibetanos y mantras grabados en el metal.

¿A qué esperas para hacer tu clase de yoga más sonora y espiritual? (Y sólo aquí con los mejores precios y calidades).

¿Cómo tocar los tingshas?

Para hacer sonar un crótalo únicamente hay que entrechocar ligeramente los bordes de los platillos, separarlos y dejarlos vibrar. El sonido que emite depende del tamaño y tipo de crótalo que compres, pero en general el sonido es limpio, sostenido y penetrante.

Si te queda más claro, te dejo un vídeo para que sepas cómo usar los crótalos tibetanos y que escuches su sonido.

¿Te ha interesado este post sobre los crótalos tibetanos? Tal vez te guste esto:

Deja un comentario